Nuestros Aliados

arrow&v

¡Déjanos un mensaje!

Consulta nuestro: Aviso de Privacidad

Teléfonos: 5615 0615 ó 5611 8541

Evaluación e intervención Ext. 101

Inclusión educativa Ext. 104

Donativos y proyectos Ext. 105

Ubicación/Domicilio

Van Dick 66, Nonoalco Mixcoac,

03700, Benito Juárez, CDMX.

Todos los Derechos Reservados © 2019

Clínica Mexicana de Autismo y Alteraciones del Desarrollo A.C.

Sitio Web desarrollado por Shout MKT

 

¿Qué es el Autismo?

El Autismo no es una enfermedad, es una condición neurobiológica congénita que  afecta la comunicación, interacción, comportamiento y aprendizaje de las personas. Los primeros indicadores  se manifiestan en el transcurso de los primeros tres años de vida. 

Se denomina Trastorno del Espectro Autista por la gran diversidad de fortalezas y desafíos que se presenta en cada caso. Tener un diagnóstico oportuno permitirá implementar una intervención temprana que generará mejores avances y más posibilidades de asistir a la escuela.

Los científicos no conocen las causas exactas del TEA. El autismo fue descrito por primera vez en 1945 por Leo Kanner diferenciándose de la esquizofrenia y el retraso mental.  Dado que este trastorno es tan complejo y que no hay dos personas con TEA exactamente iguales, es probable que hayan varias causas. Incluso hoy en día, hay mucho que no sabemos sobre el TEA.

Las investigaciones sobre las causas del TEA se orientan a dos campos principalmente, genética y biológica.

 

Estadísticas

De acuerdo con la OMS (Organización Mundial de la Salud),

1 de cada 160 niños presenta esta condición.

Se estima que hay 5 veces más hombres que mujeres con autismo.

La incidencia aumenta cada año aproximadamente un 17%.

Se estima que en México

la incidencia es de 1 niño

por cada 115.

(Prevalence of Autism Spectrum Disorders in Guanajuato, Mexico: The Leon survey. 2016)

En EEUU la incidencia es mucho mayor que en México, 1 niño por cada 68. CDC

(Centers for Disease Control and Prevention, 2016)

 

Señales de Alerta

No existe una prueba médica para detectar el autismo, la detección temprana y el diagnóstico adecuado se basa en pruebas psicológicas estandarizadas, especializadas en la medición del neurodesarrollo, cuestionarios diagnósticos, y la observación clínica de la conducta y la sintomatología.

Considerando lo anterior, las señales de alarma en el desarrollo temprano son los siguientes:

  • Demasiado tranquilo o muy irritable

  • Sordera aparente

  • Tiende a no mirar a los ojos

  • No mira a donde señala el adulto

  • No señala con el dedo para pedir

  • No señala con el dedo para referirse a algo

  • No responde al nombre o responde tardíamente

  • No imita

  • No participa en juegos sociales

  • Atraso o “pérdida” de lenguaje

  • Llantos sin motivo aparente

  • No responde a la sonrisa de los padres

  • Presenta juego repetitivo o rituales de ordenar

  • Se resiste a cambios de ropa, alimentación, itinerarios o situaciones.

Otros comportamientos observados posiblemente más tarde son:

  • Atiende una y otra vez, a los mismos videos

  • Hábil para armar rompecabezas o manejar aparatos electrónicos

  • Repite lo que escucha

  • Parece que no comprende o comprende “sólo lo que le interesa”

  • Pide cosas, situaciones o acciones, llevando de la mano al adulto

  • Interactúa en juego físico con los padres (caballito, cosquillas) pero no en el juego social (escondidas, regresar carritos)

  • No suele ser él quien inicia las interacciones con padres o cuidadores, cuando lo hace es a su “manera” y no responde al juego o afecto de ellos.

  • Limitada o ausente interacción con niños de su edad.

  • No imagina con juguetes.

  • Temor o malestar a sonidos imprevistos, como el corte de pelo.

  • Malestar y/o rechazo asociado al control de esfínteres y uso adecuado del sanitario.

 
 

Preguntas Frecuentes

¿El autismo es una enfermedad?

El Autismo no es una enfermedad, es una condición neurobiológica que afecta la comunicación, interacción, comportamiento y aprendizaje de las personas. Los primeros indicadores se manifiestan en el transcurso de los primeros tres años de vida.

¿El autismo

se cura?

El autismo, debido a que es una condición de vida, sólo es posible recibir un tratamiento que ayudará a tener una mejor calidad de vida para la persona con TAE y su familia, potencializando sus fortalezas y habilidades.

¿Quién me puede dar un diagnóstico?

El diagnóstico está basado en una evaluación que comprenda pruebas estandarizadas y observación clínica, estas deben estar a cargo de un profesional capacitado, especializado en el tema y con la experiencia suficiente para lograr un diagnóstico certero.

¿Hay medicamentos para el autismo?

No existen medicamentos, no obstante, los neurólogos pueden llegar a recomendar fármacos para inhibir algunos comportamientos como son ansiedad, impulsividad y para mejorar los periodos de atención.

¿El autismo es para toda la vida?

Sí, el autismo es una condición que permanecerá siempre en la persona, sin embargo, con una intervención oportuna puede mejorar su calidad de vida.

¿Cómo saber si mi hijo tiene autismo?

Existen señales de alerta

que pueden ayudar.

Sin embargo, si hay signos

alarmantes, realizar un diagnóstico es

lo más recomendable.

¿Son recomendables los tratamientos alternativos?

No, ningún tratamiento que no esté basado en evidencia científica es recomendado.

¿Mi hijo con autismo podrá asistir a la escuela?

Sí, sin embargo, no en todos los casos. Una intervención temprana ayudará a incrementar las posibilidades de que el niño asista a una escuela regular.

Tengo un hijo con autismo, ¿mi otro hijo también lo puede tener?

Al ser el autismo un trastorno de origen neurobiológico existe la posibilidad que se presente en más de un miembro de la familia.

¿Hay un factor que cause el autismo?

Científicamente no está comprobado que haya un factor determinante en las causas del autismo.

 

Necesito Ayuda

¿Has detectado señales de alerta en casa?

Tener un diagnóstico oportuno permitirá implementar una intervención temprana que generará mejores avances, especialmente si se diagnostica antes de los 3 años de edad.

49% de los niños atendidos a tiempo adquieren las habilidades para ingresar a una escuela regular (Chung, Smith, & Vostanis, 1995; Prizant & Wetherby, 1998; Rutter, 1983, Dawson & Rogers 2006).

Además, un diagnóstico a tiempo ayudará a la aceptación de los padres y un mejor entendimiento del Trastorno del Espectro Autista.

¿Has detectado señales de alerta en casa?